LQSomos. Especiales. Mp3

Monarquicofreeki:

Especie de insecto, de la orden de loslamedores y chupones-libadores, que prolifera en la actualidad, especialmente ante determinadas circunstancias. Vive en grupos numerosos, establecidos en el medio natural bajo una natural jerarquía. Existen subespecies de especial caracterización, además de los ejemplares de alas azuladas, patas filamentosas y lengua larga y pegajosa, su arma natural para atrapar halagos, lamer a los ejemplares de la jerarquía superior y libar su nutriente por antonomasia: el euro-maná . Cabe mencionar a las subespecies desteñitus del ayer-rojus moscardonius ( moscardón desteñido del ayer-rojo) , la moscarda ego-ego alternatusmiméticus; y la moscaRAZONERA, entre otras.

Estos insectos adolecen órganos de los sentidos, especialmente del común. No poseen ojos ni oídos, como se deduce de su incapacidad manifiesta de VER y OÍR lo que no es común a su especie, y, según numerosos estudios, su cerebro animal tiende a la confusión permanente, por lo que aparecen en los charcos con lodo o hábitats de imputación, y al olvido casualmente casual.

Esta nota de la BBC News, analiza la reacción en twitter sobre la abdicación del rey,que soltó una ola de sentimientos antimonárquicos en twittier y con demostraciones en todo el país.

Se pregunta si es esa la visión de todo el país.

Luego analiza el hashtag sobre la #IIIRepublic (lo tradujeron así) utilizado más de 110.000 veces en twitter y que refiere a la realidad de que en España hubo república dos veces anteriormente.

Otro hashtag que no pueden traducir porque es muy español "a por" no tendrá en inglés un sentido similar, es:  #APorLaTerceraRepublica, fue usado 35,000 veces. Dicen que "Madrid demanda" libertad, igualdad, progreso y se refiere a las consignas diciendo que "somos ciudadanos no sujetos, no robamos soberanía".

Que se llama al voto nacional bajo el hashtag #ReferendumYA que apareció unas 115.000 veces. La mayoría de los españoles no quieren monarquía, viejas y polémicas tradiciones, demandan referéndum.

A rey muerto, rey puesto

A rey muerto, rey puesto. Pero, ¿dónde está el muerto? Aquí, delante de nuestras narices, políticamente difunto y haciendo un último servicio como cadáver, que se exhibirá con toda la crema y nata de la pastelería del régimen. En la práctica, se ha decretado una cohabitación transitoria de dos reyes: el muerto en vida para abrir camino y el nuevo para pasar. Se llama interregno, «espacio de tiempo en que un Estado no tiene soberano». Nada que ver con la República, que no se define sólo ni esencia por la falta de rey.

Pues bien, a interregnar. En alguna carpeta del Reino a punto de parir un Reino hay una ley orgánica que estaba esperando el momento preciso. Se sacará, se llevará a las Cortes, se dirá que se ha redactado con la premura y competencia que exige el caso y, desde luego, se aprobará por mayoría absoluta. Dentro de poco, Juan Carlos I será institución en Felipe VI y, de paso, atentos al pajarito, rey padre. Tuvimos casi cuarenta años para recuperar la legitimidad que la restauración borbónica se atribuye falsamente, porque la legitimidad se perdió con la caída de la II República; pero no hubo ganas, no se quiso, y ahora nos cae lo que estaba tan anunciado que nadie puede alegar sorpresa.

¿Nos hallamos en el umbral de un cambio histórico? ¿El Estado español avanza hacia una República federal? ¿Se desmorona el bipartidismo? ¿Se puede interpretar el ascenso de Podemos como el adelanto de un vuelco electoral a favor de una izquierda renovada y firmemente comprometida con los derechos de la clase trabajadora? ¿Hay razones para el optimismo? Solo un vidente podría contestar a estos interrogantes. De momento, debemos conformarnos con hipótesis e indicios. Yo no percibo la abdicación de Juan Carlos I como una victoria de las fuerzas republicanas, sino como una jugada de ajedrez concebida para dar jaque mate a un clima de insurgencia popular, que ya ha obtenido dos importantes victorias: Gamonal y Can Vies. Juan Carlos I se hallaba en el punto de mira desde hacía mucho tiempo. Los escándalos que le han desacreditado no constituyen una novedad. El Borbón se ha pasado la vida abatiendo animales, deslizándose en sábanas ajenas y acumulando un patrimonio de dudoso origen. Nunca ha ocultado sus simpatías por Franco ni su estrecha complicidad con la patronal y la banca. Su preocupación por los plebeyos se ha limitado a gestos hueros y populistas y su presunta defensa de la democracia durante el 23-F cada día está más cuestionada. De hecho, todo indica que se trató de un teatro orquestado para consolidar la Monarquía, reforzar al Ejército e impulsar un gobierno fuerte, que lanzara una ofensiva policial y militar contra ETA. Ese gobierno se encarnó en la figura de Felipe González, un joven abogado sevillano que en 1974 llegó al congreso de Suresnes, escoltado por el general José Faura, agente del SEDEC, el servicio de inteligencia creado por el almirante Carrero Blanco. En 1994, Felipe González le nombró Jefe del Estado Mayor del Ejército. Ente un acontecimiento y otro, transcurrieron veinte años. Se podría decir que en ese tiempo se cerró el círculo trazado para liberalizar la economía española (reconversiones industriales, privatizaciones, agresiva reforma del mercado laboral), debilitar a ETA (guerra sucia, plan ZEN, régimen de incomunicación, torturas, ficheros FIES) y desmovilizar a una sociedad altamente ideologizada, que aún reclamaba los restos de los desaparecidos durante la dictadura. Al igual en Estados Unidos, la heroína se ensañó con los barrios obreros, provocando un auténtico genocidio. Los jóvenes que en los 70 se enfrentaban a los grises en la Gran Vía empezaron a morir en descampados, con jeringuillas colgando de unos brazos raquíticos. La “cultura del pelotazo” reemplazó al compromiso político y la espiral de consumo narcotizó a una sociedad que olvidó sus sueños revolucionarios. La Transición había cumplido sus objetivos.

El rey se ha ido, se va porque quiere, nada ni nadie le obligaba a abdicar, es su voluntad y no la nuestra, no lo olvidemos, Franco murió en su cama ensalzado por todos los que asesinaron y se aprovecharon de la carnicería que fue el Glorioso Movimiento, antes de irse lo dejo todo atado y bien atado, sobre todo la gente no tenia que olvidar el miedo, es lo que le dio el poder y lo que mantuvo la casta de asesinos en los mandos de un país fascista, volvió a conseguirlo, para que su sucesor reinara tranquilo fusilo a cinco jóvenes antifranquistas con un simulacro de proceso amañado, después de su muerte el miedo debía seguir. Los asesinatos de Vitoria o los de los abogados de Atocha   fueron también para que la gente no se moviese, todos al suelo, como habíamos estado todos los demócratas durante la dictadura. Hoy día aun el miedo deja sin voz a las victimas del franquismo como ha podido comprobar la juez argentina venida a tomar declaración para la querella que estamos obligados a presentar en otro país que el nuestro La transición se instaló y con ella la desmemoria y la falsificación de la historia y en esas estamos.

Juró los Principios Fundamentales del Movimiento Nacional (el partido único franquista) para alcanzar el poder. Se autoproclamó Jefe de Estado y de las Fuerzas Armadas de la sedicente democracia dentro del “paquete” que sometía a referéndum la Constitución (que Juan Carlos nunca juró). Metió bajo siete llaves la documentación secreta que revelaba su papel en el golpe de Estado del 23-F. Y ahora dimite de penalti sin que exista siquiera la Ley Orgánica que regula la abdicación para evitar cumplir con el trámite de ratificación popular exigido para reformar el Título II de la C.E.

Y encima pretenden tomarnos por tontos hablando de que se trata de una decisión muy meditada y que estaba en la programación de La Zarzuela. ¡Gañanes!. Ocultan que en el mensaje del pasado Fin de Año el Rey confirmó su permanencia en el puesto; que este mismo lunes 2 de julio de 2014 en que se hecho pública la abdicación Juan Carlos tenía previsto inaugurar un congreso en Barcelona; que la Reina Sofía ha mantenido en su agenda un viaje para mañana martes a Nueva York; que al Príncipe Felipe le ha sorprendido el gatillazo papal regresando de un acto oficial en El Salvador, y que en las últimas semanas el propio monarca había relanzado su imagen de Rey Campeador con giras chanchullo a las monarquías del Golfo para hacer caja para la Marca España y una majestuosa presencia en el palco de honor de la final de la Liga de Campeones.

Banner
  • GENTE
  • ACTUALIDAD
  • HUMOR

@ROJOCANCIONERO - @LUISFARNOS "A la Calle"

 

La Historia de Monsanto Resumida a 70 Segundos

 ¿La deuda es nuestra y tenemos que pagarla?

La guerra por el petróleo y el gas continúa
Gaza es invadida sencillamente para lograr el control del yacimiento de gas Gaza Marine (30 mil millones de metros cúbicos). Vean dónde está situado.

 

LA VIÑETA

INFOGRAFÍA

POBREZA INFANTIL EN EUROPA

¡PALESTINA LIBRE!

Últimos Comentarios en Especiales

HABLAMOS

Arabic Basque Catalan Chinese (Simplified) English French Galician German Greek Italian Portuguese Russian