Varios millones de pobres, dos millones largos de parados sin prestación, miles y miles tirados en las calles. Pero la izquierda del sistema, sustituta de la Iglesia católica en la venta de esperanza, dice: «La ley es la ley, y hay que obedecerla». Jesús Gómez Gutiérrez

LQSomosJesús Gómez GutiérrezLo QuéIzquierda del sistema,millones de pobres,parados sin prestación,venta de esperanzaVarios millones de pobres, dos millones largos de parados sin prestación, miles y miles tirados en las calles. Pero la izquierda del sistema, sustituta de la Iglesia católica en la venta de esperanza, dice: «La ley es la ley, y hay que obedecerla». Jesús Gómez GutiérrezCultura Libre, Comunicación Libre